Ser mexicano es sentir orgullo de nuestra cultura, tradiciones y productos. Ese amor por la historia ha sido uno de los motores más importantes para crear una compañía cuyo propósito es compartir al mundo un pedazo de México.